viernes, noviembre 30, 2007

Radiohead

Cuando empecé con este blog, siempre supe que el último disco que recomendaría sería este. Contiene por una parte la canción que le da nombre al blog, y sobre todo por lo que ha representado para la música en los últimos 10 años. Solo hay que ver cualquier lista de mejores discos de los últimos años o de la historia (da igual), y siempre está allí. Antes de escucharlo por primera vez pensé: “No será para tanto!”… Pero a lo largo de los años, yo he caído rendido ante todas sus canciones. Para mi, el mejor final del blog posible :)



RADIOHEAD







Sintetizar a los Smiths con Queen suena demencial. Por suerte, las influencias idiosincráticas de Radiohead estaban a la altura de su talento, y su tercer álbum llegó todavía más lejos que su espectacular predecesor, The Bends.


El éxito que les acompañaba desde su temprano hit ‘Creep’ no convirtió al líder Thom Yorke en un hombre feliz. La canción más alegre del disco (Airbag) habla de la “emoción maravillosa y positiva que experimentas cuando te acabas de librar por los pelos de un accidente”.

En otros cortes ruge contra “los negocios y las chorradas” (Electioneering), “estar atrapado” (Let Down) y el “monstruo del armario” (Climbing Up The Walls).
La más gráfica es Paranoid Android, cuyo engañoso título es del libro Guía del autoestopista galáctico. La letra, inspirada en la jet set enloquecida por las drogas, es una evocación espeluznante del caos “caos más jodido” (si bien Yorke afirmó que describía la caída del Imperio Romano).

La belleza de la música mitiga el horro de las letras. Subterranean Homesick Alien es apropiadamente especial. No Surprises es una delicadeza bordada con el órgano de campanas, y Let Down es lo que cabría esperar de una canción grabada en la sala de baile de Jane Seymour (el mismo estudio, en la hermosa Bath, había dado la luz el Wild Mood Swings de The Cure), mientras Lucky (escrita en un principio para un álbum dirigido a los damnificados de la guerra) y en The Tourist exhiben un toque cercano a Pink Floyd.

Abundan las sorpresas sonoras: el loop de batería inspirada en DJ Shadow de Airbag; la époica Paranoid Android, al estilo de Happiness Is A Warm Gun, y Fitter Happier, que recuerda a Stephen Hawking (un Apple Mac programado por Yorke).
OK Computer fue Nº1 en ambas orillas del Átlantico, aunque la banda lo consideraba sobrevalorado. Sigue sonando tan ambicioso y fascinante como en 1997.





Radiohead – OK Computer





Tracklist:

1. Airbag
2. Paranoid Android
3. Subterranean Homesick Alien
4. Exit Music (For A Film)
5. Let Down
6. Karma Police
7. Fitter Happier
8. Electioneering
9. Climbing Up The Walls
10. No Surprises
11. Lucky
12. The Tourist


Año: 1997
Duración: 53:21
Procedencia: Inglaterra
Productor: Nigel Godrich / Radiohead

Descarga: OK Computer


No podía ser de otra manera - No Surprises:





4 comentarios:

Ju dijo...

Para mi, uno de los mejores grupos de la historia... y uno de los mejores discos.
Despues de leerte durante muchos meses, mi primer comentario, en tu último post.
He disfrutado mucho de tu blog,una pena que lo dejes. De todas formas, gracias por todo.

Gaz dijo...

Adoro este disco, aunque el que más veces he oído es The Bends. Paranoid Android esta entre msi cancione sfavoritas de siempre.

Trying Your Luck dijo...

Es el mejor disco de radiohead, la mejor banda sin dudas, sobre todo ahi está mi canción favorita, la que también le dio el nombre a tu blog. No surprises, cada vez que la escucho tengo la misma sensación, se me paran los pelos de los brazos y dejo de pensar por el rato de la canción. Siempre me produce el mismo impacto, me encanta, literalmente.
Aunque ya le pusiste punto final a tu blog igual quise comentar, nunca está demás. Saludos. =)

MiHSToLoBo dijo...

Tío he entrado en tu blog por casualidad, he visto algunas entradas y la verdad es que me ha gustado bastante. Lo he añadido a "Favoritos" y en poco a poco iré profundizando en él.

Yo tengo otro blog, lo dejé por saturación hace unos meses pero al final el gusanillo sigue ahí y volví.

Espero que te ocurra lo mismo porque merece la pena leer lo que escribes.

Un saludo.